martes, 24 de mayo de 2016

HAMBURGUESERÍA "THE FITZGERALD": LAS TRES TENTACIONES DE CRISTO, ¿ AZÚCAR, SACARINA O JAMÓN?


Hoy no hay prisas, hoy es domingo, quizá debería estar en misa pero mi único dios son las tostadas con tomate y yo su profeta  ( por esto me van a excomulgar…mas tendrá sentido). Hoy no hay prisa por llegar tarde al trabajo , hoy podré paladear mi desayuno tranquilamente. Para el segundo post de esta  “temporada” he elegido una cadena, una hamburguesería, “The Fitzgerald” ( avenida al Vedat nº 180, Torrent, Valencia).¿ quién sabe si las mejores tostadas con tomate están en una hamburguesería?.


Llego a las 10,15 y lo primero que me sorprende es que no hay un alma, eso puede significar dos cosas: 1- que los desayunos dejan mucho que desear 2- que por fin ha llegado la hecatombe zombie y soy el único superviviente. Pronto desecho esta última opción porque veo llegar sonrientemente a la camarera. ¿ que desea?. Tostadas con tomate y café con leche, por favor. Pero la camarera es el diablo en persona, me siento Jesús cuando es tentado por el diablo en el desierto. ¿ con jamón?. ¡ Dios! como sabe como tentarme, pero el deber me llama debería haberle dicho eso de : Apártate de ahí Satanás, porque está escrito: Adorarás al Señor de las tostadas con tomate, y a él sólo servirás.( San Mateo en el Nuevo Tostadamento….chistaco…por si no había quedado claro que quiero que me excomulguen) pero me limité a decirle no solo con tomate. !2 euros! Bueno al acabar podremos ver si es caro o barato. Ahora te llamamos, mi ticket de pago tiene un numerito el 28. ¿ y dónde coño están los restantes 27?.

Me siento en una mesa, tengo donde elegir, ni periódicos ni televisiones. La decoración es alternativa, me voy fijando y cada vez es más curiosa, periódicos dentro de cestos colgados en las paredes, las sillas son absolutamente todas distintas, una bicicleta colgada en la pared, libros que forran las paredes, ciervos de cerámica colgados, infinidad de lámparas distintas colgadas en el techo,guitarras eléctricas, estanterías  llenas de libros y una imperial vaca en el centro del local. Sin duda es un sitio de esos curiosos, que no se suelen ver, un sitio perfecto para una primera cita, si valorase el diseño y decoración del local merecería un rotundo 10. Mientras espero mi desayuno sigo pensando por qué esta tan vacío. Yo he estado aquí cenando (si he de confesar además de desayunar también ceno), y había infinidad de gente, hasta he llegado a estar en la puerta e irme de la cola que había. Creo, como diría Ronaldo, “infelizmente” que he encontrado el motivo. Este local es un local de gente jovén, es una hamburguesería estilo McDonald’s ( con algo más de calidad). La gente joven un domingo a las 10,24 está durmiendo la mona, de resacón de la fiesta que se pegaron el sábado. Yo  últimamente hago más planes de día que de noche, me hago mayor, de repente pensando en ello me siento viejo. A las 10,24 por megafonía dicen mi número, el 28. Obviamente estoy solo en el local, es mi número. No han tardado mucho, tampoco tienen mucha faena…

¿Azúcar o sacarina?, me dice la camarera              ¿comooooooooooooooooo? Creo que escucho violines de fondo, es el primer sitio desde que empecé con el blog en el que te dan la opción de elegir azúcar o sacarina y no tengo que ir a pedirla yo. Me acabo de enamorar, rotundamente enamorado, me ofrece jamón, me ofrece sacarina que más puedes pedir. Además tiene una sonrisa que sin duda es su espada mas victoriosa ( Miguel Hernández, eternamente grande). Pero un momento…..¿no me habrá ofrecido sacarina porque me ve pasado de peso?...será piiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii ( insultos varios). Se me ha roto el corazón, me alejo a mi mesa con mi desayuno sin ser capaz de sacarla de mi cabeza, es tan corto el amor y tan largo el olvido… ( estoy muy nerudista esta “ temporada”).




La apariencia en buenísima, dos tostadas ya montadas, de un tamaño aceptable y una vaso de café con leche enorme, descomunal, ahí cabe mucho más que un café normal, luego estaré toda la mañana activo , como Pocholo. El aceite viene en un pequeño bol industrial y la sal en un sobre. Pero aquí falta algo…..y no es la sacarina….ah sí no me han dado servilletas. Vuelvo a la barra a por servilletas sin mirar a los ojos a la camarera, aun hay resquemor ( grande Resines, quizá el actor mas encasillado del panorama nacional), me acaba de romper el corazón. Vamos por partes…



El pan está muy bueno, muy sabroso, además es un pan especial, está especiado, con semillas de amapola ( amapola lindísima amapola…). Además esta crujiente, sin que cueste morderlo, se va deshaciendo al morder, es muy agradable en boca. ¡Genial!


El tomate, es natural, pero tiene algo distinto. Esta mezclado con un poco de orégano lo que le da un toque muy diferente y muy rico. Así me gusta a mí que la gente arriesgue, que le dé su toque personal a su carta, en este caso a las tostadas con tomate.

El aceite es normal, del que he visto en muchos otros bares y restaurantes, la denominación de origen es de Toledo. No está mal, aceptable, pero también es cierto que ese pan especiado con ese tomate con toque de orégano bañado por un buen aceite virgen extra habría ganado mucho más. La sal, ¿ en un sobre? mal. Tienes que echarte un poco en la mano y luego echarla a las tostadas. Es un pequeño detalle pero de momento tampoco ningún restaurante tiene una manera de tirar la sal a las tostadas de manera óptima, así que si alguien tiene alguna idea que la patente porque creo, sin duda, que ahí hay negocio.


El café. Mucho café, el vaso es enorme, es mas el palito que te dan como cucharilla es más corto que lo hondo que es el vaso. Y ahí está mi palito ahogado entre litros y litros de café con leche esperando que alguien lo salve. El café es aceptable, pero no está a la altura del conjunto del desayuno, está un escalón por debajo, deja que desear. Mi experiencia me dice que en todas las cadenas de restauración el café deja que desear.


A las 10,50 decido que ya está el trabajo hecho y me marcho muy contento y triste a la vez. Contento de haber encontrado unas tostadas con tomate diferentes, con un toque alternativo, como el local y a un precio muy aceptable para la calidad que se ofrece. Esto refuerza mi idea de que los prejuicios no son buenos, en cualquier sitio , desde un bar de borrachos hasta un restaurante con estrella Michelin , pasando por una hamburguesería, pueden tener las mejores tostadas con tomate. Triste porque mucha gente joven se está perdiendo unas sorprendentemente sabrosas tostadas con tomate por salir los sábados por la noche hasta el amanecer  y levantarse a la hora de comer y porque ¿cuánto hace que no salgo hasta el amanecer? Del fin de semana que viene que no pase…



VALORACION:


Calidad: 8,5

   Tomate: 10

   Pan:10

   Café: 7

   Aceite: 7


Cantidad: 8

Trato cliente: 8

Rapidez: 10

Calidad/Precio: 10




Total: 8,9




Recuerda si tú mismo te atreves a hacer las mejores tostadas con tomate o conoces algún lugar que merece ser valorado estaré encantado de seguir tus indicaciones, házmelo saber…

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada